viernes, 2 de septiembre de 2016

BAJOS RECURSOS

Un chico de bajos recursos le propuso matrimonio a una mujer rica...

Ella le dijo: “Lo que tu ganas en un mes yo lo gasto en un día... por qué perder mi tiempo con un pobre diablo, si lo que quiero es un hombre que me dé dinero y lujos... Olvídate de mí y consigue a alguien de tu clase.”

Diez años después por giros del destino se encontraron en un centro comercial.

Ella le dijo: “Me casé con un maravilloso hombre inteligente que me da lo que yo quiera, porque gana 15,700 dólares al mes; hice bien en rechazarte porque de otro modo estaría barriendo calles contigo.”

El joven sonrió con lágrimas en los ojos y la felicitó.

El esposo de la chica se arrimó y le dijo educadamente: “Buenas tardes señor Carter, veo que ya conoce a mi esposa... cariño te presento al señor Carter, él es mi jefe, con el cual he estado trabajando el proyecto de 100 millones de dólares...”

Quedó tan sorprendida que no fue capaz de responder.

El señor Carter dijo: “Fue un placer saludarlos, pero debo irme por trabajo, feliz tarde.

Cuando se fue, ella le preguntó al esposo: “¿En serio es tu jefe?”

-Sí cariño, cuentan que una vez una chica lo humilló, menospreció y discriminó por ser pobre… desde entonces trabajó muy duro y a pesar de que ahora es un magnate multimillonario es muy humilde, sencillo, formal, serio y servicial... tiene una gran esposa que lo adora y lo apoya desde que no tenía nada...

2 comentarios:

  1. Algunos seres humanos cuando tienen plata creen que son dios y que todo lo pueden.el problema es que el mundo es redondo y hoy estan arriba y mañana pueden estar abajo.es mejor ser pobre pero con dios. a tener plata y sin dios.son pocos y contados los que tienen plata y a dios a la ves

    ResponderEliminar
  2. Buena reflexión para que las interesadas aprendan algo de ello XD

    ResponderEliminar